Pozos de ambición "There will be blood"

1/31/2008

Sin duda cuando uno va a ver una película como "Pozos de ambición" y en el primer fotograma irrumpe un perturbador efecto sonoro que baña un paraje desértico te remueves en tu butaca, esta no va a ser una historia al uso de superación, medio biográfica tipo "El aviador", aquí hemos venido a ver cine del bueno.
La critica que podéis leer a continuación, es sobre algo más que una simple película, es la historia nacida de la imaginativa novelística de Upton Sinclair donde nos narra la condición humana en un determinado espacio de tiempo, el nacimiento del siglo XX, aunque en nuestra época no desentonaría nada.
Daniel Day-Lewis encarna a un prospector petrolifico, en el nacimiento de este negocio, cargado de ambición que le hace triunfar, con un hambre de conquista y astuto pero rudo en sus métodos o conductas.
La condición humana es débil, pero en esta cinta no explotan sin compasión ese hecho, es un relato comedido que no estamos acostumbrados de ver en la actualidad de nuestras pantallas.
Un accidente hará que las decisiones que tome el protagonista sean cruciales en la historia, y así mismo nacen dos tramas finísimas que se confunden en una sola.


Religión, ambición (palabra que usaré hasta
saciarme), sin nada de sexo, cosa muy loable, ya que para reflejar la bajeza humana es un arquetipo usado sin cesar; todo esto es "There Will Be Blood", su título original.
En este punto toca hablar del director de esta gran película, Paul Thomas Anderson que hace un gran trabajo detrás de la cámara y realizando una magnifica adaptación de la novela.
Anderson había realizado películas como "Embriagado de amor", "Magnolia" "Boggie Nights", obras que si bien no todas son de mi gusto, no hay que restar valor que no falla la forma, sino lo atractivo de la historia para una u otra persona.
De siempre se rodea de un buen reparto y de un buque insignia, con el a trabajado desde Gwyneth Paltrow, Samuel L.Jackson, Julianne Moore y Philip Seymour Hoffman con el que a repetido 3 veces. En "Pozos de ambición" es protagonista absoluto es Daniel Day-Lewis.


Daniel Day-Lewis nominado a los Oscar junto a siete candidaturas de la película en cuestión, ha recibido el beneplácito de crítica y publico; personalmente, en mi caso, estoy cerca del enamoramiento.
No puedo quitarme de la cabeza su voz, su rostro sucio y esa nariz torcida (mención aparte para el doblador de la versión en castellano, una elección fallida...). Sabemos que Day-Lewis no es un actor fácil de ver en muchos sentidos.
En diez años solo cuatro películas, la prolifera carrera fue en los ochenta donde casi cada año teníamos un estreno de este gran actor. Claro que la fama y consagración llegaron con "Mi pie izquierdo" de 1989 y "En el nombre del padre" de 1993, pero a partir de ese momento, el espacio entre películas se distancia.
También es difícil de ver, ya que encarna personajes complicados, tanto para protagonizar como para verlo en las salas; sabemos de la grandeza de Daniel Day-Lewis pero también sabemos que los personajes que últimamente encarna son de digestión pesada.


No es una obra maestra, de eso estoy seguro, hay errores como los cigarrillos ya liados (en 1900?¿), una pared montañosa que parece rascada por una excavadora, etc...; pero es una gran película con la que disfrutar.
No es de fácil digestión son dos horas y media de película de ritmo constante, que no trepidante, sin más moralina de la justa y necesaria; solo hay una gran pero, y ese es un final que no esta a la altura de toda la narración un final engañoso y precipitado tras un largo metraje.



Recomendado para adictos a grandes historias y desafiantes feroces de la actual metrica en el cine de los "90 minutos bastan para una pelicula".
Estreno para el 15 de febrero.


video

Nota Final: 8

Savage Grace

1/24/2008

El director de "Savage Grace", Tom Klain nos hizo esperar 16 años despues de su primera pelicula, y la espera a valido la pena.
"Savage Grace" es un melodrama intenso que surca las directrices de unas vidas burgesadas y bohemias, intercomunicadas entre ellas, con un punto de partida y de llegada identicos.
Esta historia real, basada en el libro de Natalie Robins y Steven M.L. Aronson, es un valiente retrato de la desidia, las buenas maneras y la hipocresia de una clase social que se rompe en pedazos tras el nacimiento de un hijo.
Dentro del matrimonio que nos presentan, vemos a una madre obsesiva con su hijo, brillante Julianne More, un padre, ex militar que siempre va con un halo de "esto no va conmigo" y poca cosa más.
Los protagonistas principales son estos tres, solo hay un par más a modo de comparsa que son utilizados para los propios fines del director.
Encontramos agradables interpretaciones, pero fugaces, de Belen Rueda, Enela Anaya y Abel Folk; no en vano la acción de la pelicula se traslada de londres a Paris, Cadaques, Mallorca, Paris y de vuelta a Londres.




En los primeros minutos de la cinta hay una escena clave, cuando el matrimonio entra en un restaurante y se hace el silencio en torno a ella, memorable.
Tambien son memorables los momentos de alto contenido erotico festivo, padre-madre, madre-hijo, padre-novia del hijo, un trio entre madre-hijo y la comparsa de turno; en fin algo más hay pero uno se perdia entre tanto calentón.
"Savage Grace" es un drama triste que a las clases más humildes les reconfortará, es una historia sobre un hijo y sus diferentes vidas, es una obsesión patriarcal hacia el abuelo de este ultimo, es una pelicula redondad en muchos sentidos.
Julianne More enamora en todas las escenas, se sale de la pantalla y el regocijo de esta hace que cualquier bache de la pelicula pase sin caer en el.
Curiosamente, y como tristemente es habitual, Julianne More trabajó en "Savage Grace" antes de la estrenada y ya en DVD "Next", y del proximo estreno "I'm not there", son esas cosas que uno no quiere entender.



Recomendado para aquellos celosos de una clase burgesa utopica y destinada a evitar por aquellos que lo de las relaciones incestuosas no les atriga en gran medida.

Nota final: 7



video

video

video

La Criatura Perfecta

1/17/2008

No es una cuestión de fe, no es, ni será una pelicula de culto; pero es una pequeña e imaginativa delicia de serie B.
De siempre se a menospreciado en un primer momento cualquier pelicula de esa categoria; que luego, a base de pasar el tiempo a sido recuperada y restaurada como tan de moda esta ahora lo "vintage" o "remember".
Mi crítica de "La criatura perfecta" no puede olvidar la acertada recreación de la epoca Victoriana inglesa mezclada con apuntes modernos como la geneticoa y el PVC.
Se podría llamr post-apocalyptico, aunque en su primer tercio esconde muy buenas maneras, incluyendo una curiosa teoria sobre la existencia de vampiros en nuestra epoca moderna.
Tenemos el mundo dividido en dos, por un lado los fragiles, debiles pero luchadores humanos de toda la vida y por el otro unos seres fruto de la genetica, vampiros para más señas, y estandartes de la religión que ademas cuidan por todos nosotros.


Vampiros, la epoca oscura Victoriana, la mezcla de modernidad y "vintage" enriquece un primer tercio de cinta que se deja ver y entretiene, y eso ya es mucho.
No nos faltan topicos como la mujer policia atormentada por la muerte de su hija, ni el rechazo/adoración de los humanos hacia los llamados "hermanos".
Particularmente, me recuerda a una vivaz mezcla de "Blade 2", por aquello de aunar fuerzas y "Underworld" al presentarnos unos vampiros jerarquizados; acierto total la novedosa relación vampiro-religión.
Glenn Standring dirige su opera prima internacional (antes hubo un filme llamado "The Irrefutable truth about demons" aun por estrenar en nuestro país) con orgullo, a veces con más corazón que profesionalidad pero todo eso es perdonable.
En cuanto a los actores y sus papeles, no vamos a ser quisquillosos, cumplen todos en menor o mayor medida; caso aparte es el malo de turno que resulta pedante, absurdo. El actor de marras es Leo Gregory, que si ya de por si solo tiene unos rasgos caracteristicos, con los cutre-efectos especiales hace más grima que terror. "Tristan & Isolda" y "Hooligans" fueron sus anteriores peliculas, nada que destacar, creo que todos estaremos de acuerdo.

La policia atormentada por su hija muerta es Saffron Burrows, actriz que la hemos podido ver en "Deep Blue Sea" o en "Troya" y Silus el hermano-vampiro protagonista es Dougray Scott que ya trabajo con Saffron en la pelicula "Enigma", destaca en su carrera titulos tan variados como la reciente "Hitman", "Dark water" o "Cosas que hacer antes de los 30".

Cuando la imaginativa se acaba, a eso de los 20 primeros minutos, como ya hemos dicho, el director Glenn Standring parece querer dar más peso a su pelicula, con sumo respeto se equivoca; o al menos en la forma. Ya el guión que deberia aportar ese peso, y que ademas el mismo firma se vuelve tedioso, aburrido e inocuo.
No hace falta inventar nada nuevo en la serie B, seamos consecuentes con este producto de Nueva Zelanda.

Y poco más a destacar, a parte del final abierto de marras, de esta pelicula del 2006 que llega dos años tarde a nuestras pantallas

Recomendado para masas sedientas de nuevas formulas vampiricas sin pretensiones.

Nota Final: 5.5

White Noise: La Luz

1/09/2008

Dentro de la hipócrita y falsa democracia en la que actualmente estamos asumidos socialmente, una de las cosas más equitativas y poco exclusivas es el mercado de DVD, casi al alcance de todos, con el consecuente peligro de encontrar de todo y para todos.
Este pequeño prologo de la crítica que ahora os detallo, es para aclarar de una manera u otra que en la viña del señor tiene que haber de todo.

White noise: La Luz, es una apología de nombres técnicos relacionados con lo sobrenatural. La luz, el aura y otra jerga que todos dominan o al menos nadie se extraña al escuchar.
Esta segunda parte de una cinta estrenada en el 2005 que rezaba "White noise" y que nos presentaba a Michael keaton rescatado del olvido; nada tiene que ver con la primogénita.
Bien podría haberse titulado "La luz al final de túnel" como cualquiera otra banalidad.
Hubiera sido un a deferencia amable al director de la primera, Geoffrey Sax, rescatarlo de su siguiente película "Operación Stormbreaker", para intentar hacer algo decente con "White Noise: La luz", por que todo va haciendo aguas desde el primer minuto de metraje.

No se si Patrick Lussier, director de esta secuela, famosete por haber hecho casi de todo en el mundillo, guionista, editor, productor, etc...; tiene mucha culpa, pero es que tampoco creo que la distribuidora tuviera muchas esperanzas al otorgar la dirección de esta película al director de "Drácula 2000".
Aun con todo este panorama uno intenta ser imparcial y disfrutar del "cine en casa" y nunca mejor dicho, ya que esta secuela se estrenó en plena modorra de agosto del 2007.

Los primeros minutos son algo confusos, vemos una posible familia feliz, el padre, la madre y un niño jugando en el jardín; si nos fijamos bien, el niño y la madre ya de por si dan bastante mal rollete.

Diferenciamos a Nathan Fillion, que nos suena por "Serenity" y nos ponemos a temblar, ya se que era casi imposible recuperar a Michael Keaton, pero, y otro prota con algo más de peso hubiera sido fácil.

La película en conjunto ni asusta ni nada por el estilo, es un empacho de fantasmas más cercanos a la autoparodia que verdaderos espectros de los que te atemorizan en las pesadillas.


Los secundarios, por llamarlos de alguna manera son de risa, y vemos hasta la saciedad como a resumidas cuentas en todo la película solo hay dos o tres escenarios.
El restaurante donde empieza todo, el hospital, el parque que hay delante del trabajo del protagonista y ya puedes para de contar, la imaginativa o el bolsillo de la gente que hay detrás de "White Noise: La luz" no daba para más.

Si miramos con lupa, y dejamos a un lado la primera capa tediosa de la película, nos encontramos con una historia que tiene cierta atracción, y es cuando todavía más nos tiramos del pelo y rasgamos las vestiduras por no haber puesto a un equipo más profesional al frente de todo el proyecto.

El desenlace de la acción no deja de ser algo patillero y todo se ve cutre y artificial, incluso la escena final, ilógica, sin venir a cuento y que es aprovechada de otra parte de la película.
Lo dicho, todo muy cutre.
Recomendado para aquellos amantes del terror que se lo comen todo.
Nota Final: 4

video

Halloween el Origen

1/04/2008

La familia disfuncional mata, y Michael Myers es la muestra.
Un padre hijoputa y lisiado, una hermana calienta braguetas; no es la mejor muestra de familia feliz. Lo único que se salva de la quemá, es la madre; una sufridora madre que se gana la vida enseñando las tetas en un club.
Mención aparte es el bebe, único ser humano que Michael no decide aniquilar; y es que el remake de Rob Zombie, 30 años después de su estreno por Jhon Carpenter es agridulce y llenos de simbolismos.
Para empezar hablaremos del mal, de su esencia, como dice Malcom McDowell en la cinta "el negro no es un color, es la ausencia del color" y Michael Myers bien podría ser ese ser humano ausente de color, ética, moral....
Si bien no estoy cayendo en la actual rutina de salvaguardar a los asesinos del celuloide bajo un halo de romanticismo victimista; hay que aclarar Michael Myers estaba tan cerca del bien como del mal, y solo las causas ambientales le hicieron seguir un camino u otro.



Para acabar con la charla metafísica, volvemos al bebe.
De siempre a sido el símbolo de la pureza, un ser humano todavía por formar una alma acorde con sus actos, una urna vació que llenar de conocimientos propios y extraños; tal vez por eso Michael acaba con la vida de su padrastro, hermano y novio de la misma para dejar con vida a su hermanita, ya que los dos tampoco estaban tan alejados metafísicamente.
Reconozco que la charla ética de antes es un ladrillo de mucho cuidado, pero lo que inspira la primera parte de la película es eso; desde los títulos iniciales encontramos una frase lapidaria del bueno del doctor Loomis, un papel ahora encarnado por Malcom McDowell por la muerte de Donald Pleasence ya hace un tiempo.

A los ocho minutos iniciales ya tenemos el tema inmortal de "Halloween" esa joya gastada hasta la saciedad de Jhon Carpenter.
Vemos que Rob Zombie juega con el material heredado de la original de una manera contundente y rica, cosa que sorprende al ver sus anteriores trabajos ricos en casquería y muy malos rollos.
El asesino Myers usa un tronco, un bate de aluminio, un tenedor, sus propias manos y el eterno cuchillo para sembrar los campos de sangre, aunque vuelvo a repetir que Rob Zombie sabe no pasarse de rosca en esta película; me gustaría suponer, que sabia muy bien donde se metía y que si quiere volver a dirigir no podía permitirse el lujo de pasarse con la casquería variada.

La aparición de un secundario como Danny Trejo, habitual de Robert Rodriguez resulta amable y adquiere un papel protagonista al mostrarnos al Michael Myers sin sentimientos, por si alguien todavía pensaba que no era asi.
Trejo abre la puerta a los secundarios de la imaginativa de Rob Zombie; actores con rasgos enfermizos, muy característicos que aportan más con su presencia que con sus discretos papeles.


Como ya he dicho la primera parte de la película creo que es genial, nos enseña el monstruo antes de serlo, el proceso que sigue (personalmente gran parte de culpa de ser lo que es, creo que es de Danny Trejo y de su papel, con la boca callada, vete a saber donde hubiera llegada el chavalin) con sus mascaras, la relación con su madre y el punto fatídico de la enfermera. Pero cuando el chavalin mide más de dos metros al cabo de 15 años todo se vuelve aburrido.

Repeticiones hasta la saciedad del binomio asesino silencioso y jovencitas en pelotillas, y es que en la segunda parte del film es donde creo que Rob Zombie más respetuoso a querido ser; y digo respetuoso y no algo como "le han cortado las alas" ya que el mismo Rob Zombi e es productor de la película.

Y poca cosa más señores, muertes sin sentido, unas escenas finales eternas y un final al antojo del consumidor de palomitas; o sea que si funciona veremos más secuelas actualizadas, eso si da miedo.


Recomendado para aquellos que con el titulo de franquicia "Halloween" ya tienen suficiente y para los que esperaban más, al menos una hora entretenida si que tendrán.

Nota Final: 5.5


HALLOWEEN el origen
Cargado por divertimentofreak