Monstruoso

2/09/2008




Realizar la crítica de una película como monstruoso es fácil, demasiado fácil.
La poca dificultad reside en la cantidad insalvable de agujeros que hay en esta barca que hace aguas en casi todo.
Empecemos al revés, dejadme primero que hable de los actores.
No hay actores.
Ya hemos hablado de ellos, ya me siento liberado.
La afirmación negativa no es literal, así pues que los fanáticos del arte y ensayo no vayan en masa a las salas para ver esta cinta.
Siguiente punto la acción.
No hay acción.


Movimiento, para un lado y otro sí, pero acción, casi que no.
Leyendo las anteriores líneas, ya os podéis hacer una idea, todos los socios del club, que los derroteros de la película son claros, mucho efecto especial, sin demasiado efecto y una campaña viral por Internet increíble, un ejemplo a seguir por cualquier estudiante del mundo publicitario o de cine.
Esa es la única explicación del relativo éxito y de la promesa de una secuela de esta producción.
Cierto es que el final tiene un guiño a lo "Perdidos", pero es que en algo se tenia que no notar la mano de J.J. Abrams.
La cinta pretende ser una piedra filosofal de la generación "You tube" pero solo consigue los gritos y abucheos del mismo, y esto lo he vivido en mis propias carnes; aunque lo más surrealista fue cuando en mi ser no nació el deseo de reprobar su actitud, ni yo, ni el resto de la sala, por algo será...
El miedo de no ver algo monstruoso, algo tan enorme que es capaz de cargarse en un par de horas una ciudad es relativo, igual que la ansiedad que produce el rodar cámara en mano y en digital.

Ansiedad da también el cambio y misterio de títulos, alguien sabe más que la traducción literal de "Cloverfield", osea campo de tréboles?¿?
Busquemos cosas buenas, tal vez los pocos minutos de verdadero misterio al iniciar la cinta.

La línea general de la cinta la hace no recomendable, si no eres un afanador del genero fantástico o si J.J. Abrams es tu dios y "Perdidos" tu Biblia de plasma.

Matt Reeves es el director de "Monstruoso", amigo y compañero de Abrams en la infumable serie melodramática "Felicity" y de su protagonista Keri Russell que con rutina asalta las pantallas con escaso éxito.

No recomendable repito, a no ser que hoy sea un domingo lluvioso y que en su video cajero del video club solo haya esta cinta; pero recuerde, si solo queda esta, por algo será...

Nota final: 3